CLAVES PARA INVERTIR EN UN NEGOCIO CON RENTABILIDAD

Rate this post

Protege tu patrimonio e invierte basándote en estrategias, objetivos definidos y panoramas claros, no en la suerte. Después de todo, un negocio que no es rentable no es negocio.

La rentabilidad, en términos muy simples, es la diferencia entre el dinero invertido y el dinero generado. Es fundamental que aprendas a calcular esta variable para anticipar riesgos, medir objetivos y alcanzar metas.

Cuando hablamos de invertir en un negocio, nos referimos a algo mucho más amplio que abrir una tienda u ofrecer un servicio. Invertir en la bolsa es un negocio, comenzar un fondo de ahorro para el retiro es un negocio. Adquirir un inmueble para arrendar es un negocio. 

Ampliar el panorama abre las posibilidades. La idea de que necesitas ser millonario para poder invertir ha quedado atrás. Hoy en día es posible invertir incluso con poco dinero.

De cualquier modo, sin importar si se trata de tu primer proyecto de inversión o si ya eres todo un experto, siempre debes poner especial atención a la rentabilidad.

¿Cómo saber si se trata de un negocio rentable?

Lo sabemos, invertir siempre genera cierto miedo y dudas. No importa cuántas veces te digan que algo va a funcionar, ni cuántas historias de inversionistas exitosos hayas leído.

Tu mayor tranquilidad y seguridad a la hora de invertir surgirá de fundamentos sólidos y pruebas contundentes. 

Los inversionistas exitosos analizan negocios con rentabilidad
Atribución: Imagen de Freepik en freepik.com

Hemos preparado 2 listas muy sencillas y legibles que te ayudarán a identificar esos negocios con rentabilidad que harán crecer tu dinero.

Recuerda que hasta los inversionistas más experimentados se hacen estas mismas preguntas en cada uno de sus proyectos. 

Negocio con Rentabilidad: ¿Qué debes tener presente a la hora de invertir?

¡Cuidado! Uno de los errores más comunes que cometen algunos inversionistas es fijarse en el monto inicial y en su poder adquisitivo.

Sin embargo, la rentabilidad de cualquier inversión se ve afectada de forma positiva o negativa por diversos factores: revisemos los más importantes.

Volumen de negocio

Se considera uno de los indicadores más relevantes para medir las dimensiones de un negocio con rentabilidad. Para saber cuáles serán los beneficios de tu empresa, debes considerar tanto tus ingresos como todos los costos. 

Cálculo de beneficios sin gastos

Puede ser de tu interés y de gran utilidad que hagas el cálculo de los beneficios de tu empresa, sin restar los intereses, amortizaciones y gastos asociados con los impuestos.

Este valor también se conoce como EBITDA, por sus siglas en inglés Earnings Before Interest, Taxes, Depreciation, and Amortization.

Coste de inversión

En algunos sitios y fuentes se refieren a los costos de inversión como gastos preoperativos. En pocas palabras, son los gastos que deberás cubrir para echar a andar el negocio.

Esto abarca desde la concepción de la idea, la adquisición de activos y la etapa previa a la creación de tu primer producto o servicio.

Factores que debes tomar en cuenta en negocios con rentabilidad
Atribución: Imagen de bruce mars en freepik.com

Deuda financiera

Una de las formas más prácticas para hacerte de capital a la hora de invertir, es el financiamiento y los créditos.

La deuda financiera es aquella contraída con alguna entidad bancaria o aquella que fue emitida por una empresa en el mercado financiero. Se compone de coste fijo y coste variable. 

Flujo de caja

El flujo de caja aplica en empresas y negocios en los que se pueden contabilizar las entradas y salidas de dinero en todas sus cajas contables.

Te dará información suficiente para conocer los ingresos y gastos de tu empresa. 

Claves fundamentales para invertir en un negocio con rentabilidad

1. Calcula cuánto dinero das gastado

No corras riesgos, analiza si tienes un negocio con rentabilidad
Atribución: Imagen de wavebreakmedia-micro en freepik.com

No pierdas la cuenta ni discrimines gastos. Contabiliza todo lo que hayas invertido. Apóyate de profesionales que te ayuden a llevar las cuentas de forma ordenada y precisa.

No olvides incluir los pequeños gastos, ya que suelen hacer una gran diferencia. 

2. Calcula el beneficio de tu actividad

Dicho de otro modo: cuenta tus ingresos. Divídelos en rubros o categorías: ingresos por venta de servicios, productos y por contratos.

De igual modo, calcula los costos de producción. ¡No olvides cobrar tu sueldo! Debes contemplar un pago para ti. Después de todo, se trata de un negocio. 

3. Umbral de rentabilidad

El umbral de rentabilidad responde a una fórmula muy simple:

Ingresos totales – Egresos totales = Umbral de rentabilidad

Los resultados pueden caer en tres diferentes categorías: 

Número negativo: No te asustes. Cuando un negocio comienza es normal que este resultado esté por debajo de cero; es decir, que los gastos sean mayores a los ingresos. 

Cero: Estar en esta zona es mucho mejor que un resultado por debajo de cero. No obstante, no es una zona en la que quieras permanecer; ya que significa que los ingresos son iguales a los egresos.

Número positivo: Si hiciste bien tus cálculos, tomaste en cuenta todos tus egresos, cobraste un sueldo y tu resultado fue mayor a cero, significa que tu negocio comienza a rendir frutos y que hay ganancia. 

Si has decidido invertir, considera hacerlo en proyectos inmobiliarios: uno de los negocios más rentables y seguros que existen. 

En Unika Promotora te brindamos toda la asesoría para ayudarte a tomar la mejor decisión de inversión.

Si te ha gustado este artículo, quizás te interese:

7 Preguntas Básicas que te Ayudarán a Realizar Mejores Inversiones

¿Cómo Administrar y Ganar Dinero? Tips para Optimizar el Manejo
Invertir o Ahorrar: Descubre Qué Conviene y Cuándo

Invertir Dinero: 7 Puntos Clave y Básicos para Empezar

Tipos de Inversionistas: ¿Sabés Cuál es Tu Perfil?

Leave a Reply