GUÍA – PASO A PASO PARA COMPRAR VIVIENDA

5/5 - (2 votos)

Lo primero que debes saber, antes de realizar inversiones inmobiliarias, es cuánto dinero tienes a tu disposición. Desde luego, no es un problema si no posees ahorros suficientes para pagarla de contado, puesto que existe la posibilidad de solicitar un préstamo.  

El Presupuesto: Analiza tus finanzas personales y cuánto puedes gastar

Tus ahorros serán de gran utilidad para realizar inversiones inmobiliarias
Atribución Imagen
https://www.freepik.es/foto-gratis/mano-persona-que-inserta-moneda-piggybank-blanco-escritorio_2914571.htm Bajo Licencia CC0

No es un problema si no tienes ahorros suficientes para pagarla de contado, puesto que hay la posibilidad de solicitar un préstamo, eso sí, ten en cuenta que debes tener la capacidad económica para pagarlo en el plazo establecido. Asimismo, es recomendable que definas con antelación la cantidad que puedas destinar mes a mes para pagar tu vivienda. 

Es importante que reúnas el dinero ahorrado, pues los bancos, en la mayoría de los casos, solo te prestan un porcentaje (en ocasiones el 80%, en otras el 70%) del precio total del inmueble, por lo que el dinero restante debes pagarlo tú. 

Cómo vas a pagar: ¿Necesitas un crédito?

Existen diferentes figuras financieras a las que puedes acceder en caso de necesitar un préstamo para adquirir vivienda propia. Así que si no tienes la capacidad de realizar el pago al contado, puedes pedir un préstamo hipotecario, que te permite recibir una parte valiosa del dinero necesario para comprar un inmueble. 

En este préstamo, la garantía es la propia vivienda adquirida, por lo que si dejas de pagar, la entidad financiera podrá quitarte tu casa o apartamento. No obstante, también tienes opciones como acogerte a un subsidio, sacar un crédito en pesos o UVR y obtener un Leasing Habitacional.

Empieza la búsqueda

Si ya tienes claro cuánto dinero gastar para tus inversiones inmobiliarias, puedes empezar a definir qué tipo de vivienda te gustaría adquirir. Aquí, comienzan a entrar en juego cuestiones como cuántos metros cuadrados (m2) necesitas y puedes pagar; en qué ubicación te gustaría vivir; cuántas habitaciones debería tener el lugar e, incluso, también es importante entender cuál es el objetivo del lugar, es decir, si vas a comprar el inmueble para vivir o para arrendar.

Desde luego, en este punto también debes considerar si quieres comprar una vivienda nueva, sobre planos o usada. Cada una de ellas tiene determinadas particularidades y tu elección dependerá de tus necesidades.

Construcción sobre planos: si lo que quieres es adaptar una edificación a tus preferencias y que tenga ciertos detalles que se adapten a tu estilo de vida, entonces lo mejor es que adquieras una construcción sobre planos.

La ventaja principal de este tipo de vivienda o edificación es que los compradores pueden negociar con las constructoras para plantear las modificaciones que desean desde el principio. 

Otro beneficio, es el de poder pagar la cuota inicial de la vivienda o construcción a plazos considerables, durante el tiempo que dure la construcción; así como poder pactar el valor de la propiedad desde el principio.

Construcción finalizada: si deseas adquirir una obra finalizada, la principal ventaja que tienes es que puedes revisarla en detalle y comprobar que todo sea como debe ser, sin tener que estar controlando el proceso de edificación.

Además, en este caso, sabrás que tu inversión tiene resultados inmediatos, ya que al comprar la vivienda, ya podrás empezar a disfrutarla.

Decide a quién vas a comprar

Los asesores pueden ayudarte con tus inversiones inmobiliarias
Atribución imagen tomada bajo licencia CCO de Freepik
https://www.freepik.es/foto-gratis/feliz-pareja-asiatica-joven-agente-bienes-raices_3521653.htm 

En el mercado existen diferentes protagonistas o tipos de vendedores, encargados de darte a conocer el negocio y realizar la venta contigo. 

Los primeros son los vendedores particulares, con los que puedes interactuar directamente, lo que hace que la negociación sea mucho más rápida y, en ocasiones, más sencilla. Sin embargo, si este es el tipo de vendedor que prefieres, debes saber que posees una desventaja y es que no cuentas con una asesoría profesional, por lo que si tienes inquietudes de carácter técnico o legal, no en todas las ocasiones este tipo de vendedor te podrá ayudar.

Por otro lado, las agencias inmobiliarias tienen más experiencia en el tema y te pueden ofrecer el acompañamiento de un asesor inmobiliario, encargado de guiarte durante todo el proceso de compra.

También existe el modelo de las promotoras, una figura interesante en el mundo de las inversiones inmobiliarias, porque te garantizan los beneficios de vivir en un inmueble de construcción nueva

Eso sí, con este tipo de vendedor por lo general estarás accediendo a una vivienda sobre planos, por lo que debes estar consciente de que esta es una inversión a largo plazo.

Llegó la hora de explorar opciones de inversiones inmobiliarias

En este punto es muy importante comparar, así que será bueno que visites aquellas propiedades que se ajustan al rango de precios que has establecido y, desde luego, las que más encajen con tus necesidades. 

Durante las visitas, trata de tomar fotografías, capturar vídeos o escribir en algún lugar lo que más te llama la atención de cada inmueble, para que después, cuando estés tomando la decisión, recuerdes esos pequeños detalles que a veces puedes pasar por alto y que llegan a ser definitivos. 

Reúne y presenta toda la documentación necesaria

Si ya encontraste la vivienda ideal, ahora debes preparar toda la documentación adecuada para realizar la adquisición. El vendedor se encargará de indicarte los documentos requeridos para iniciar el proceso. 

De igual manera, la entidad emisora del préstamo también te ayudará a asegurarte de que el vendedor es el propietario legítimo de la vivienda que estás comprando, para que no exista ningún tipo de fraude y no pierdas tu inversión.

En este punto es importante que solicites los planos para revisar si el inmueble tiene metros construidos y no declarados, de manera que puedas verificar los pormenores de la casa o apartamento que estás adquiriendo. 

Firma la escritura

Este es uno de los aspectos más cruciales a la hora de comprar un inmueble, especialmente porque toda la documentación que hayas reunido será entregada al notario, para que conste si está toda en regla o no; algo que también te dará mayor seguridad sobre la inversión que estás llevando a cabo.

En el momento en que se determine que toda la documentación es correcta, debes coordinar el día y el horario para realizar el pago y las firmas correspondientes para adquirir formalmente tu vivienda.

Cierra la venta y celebra tus inversiones inmobiliarias

La venta se cierra en el momento en que firmas todos los trámites requeridos para completar la compra, incluyendo los documentos de tu préstamo y, por supuesto, cuando los pagos pendientes y necesarios para culminar el negocio se han realizado a cabalidad. 

Luego de esto puedes estirar las manos para que el vendedor te entregue las llaves del que será tu nuevo hogar o proyecto a futuro. ¡Es momento de celebrar!

En Unika Promotora te brindamos toda la asesoría para ayudarte a tomar la mejor decisión de inversión en este campo.

Si te gustó este artículo, quizás te interese:

Modelo de Plan de Negocios: Conceptos Básicos y Generales

10 Libros para Emprendedores que Deberías Leer

Plan de Negocios Paso a Paso: Cómo Elaborar un Proyecto Exitoso

Pensiones en Colombia: Tips para Comenzar a Planificar con Tiempo

Leave a Reply